Monstruos de la publicidad

Con este post inicio un pequeño juego. De tanto en tanto iré publicando piezas publicitarias de museos y bienes culturales bajo el título de “Monstruos de la publicidad”.

Como indica el diccionario de la RAE, “monstruo” se puede leer de dos formas, totalmente contrapuestas: algo muy feo o algo extraordinario. Para el tema que nos ocupa: mala o buena publicidad.

¿En qué consiste el juego? Yo no me manisfestaré de entrada, para que cada cual saque sus propias conclusiones y las manifieste libremente en forma de comentario.  

Aquí lanzo un primer guante:

Comunicacion_del_patrimonio

Anunciante: MADRE, Museo d’Arte contemporanea Donna Regina, Nápoles (Italia)

Agencia: Yes I AM (Roma, Italia)

Tags: , , ,

6 Responses to “Monstruos de la publicidad”

  1. Oscar Bilbao dice:

    Bien traída.

    La sección y la gráfica. Me gusta el juego “pescatero”. Tengo alguna duda con las proporciones del tiburón, pero es “pecata minuta”

    • Santi dice:

      Óscar, piensa que en el “arte” de D. Hirst todo es a lo grande, sobre todo su cotización (que no su valor…).
      Más allá de bromas, tienes razón, con un tiburón no tan tan evidente quizá hubiese quedado más redonda.
      Pero vaya, sigue siendo tan redonda como el negocio que hizo es su momento Saatchi con los YBAs.

  2. Oscar Bilbao dice:

    Hirst se cotiza (casi) a precio de angulas en navidades (y su valor viene a ser parecido)

    Pero sí, es tan redonda como los negocios de Sir Saatchi. Lo otro no es que sea “pecata minuta” es más bien “pescata minuta”

    • Santi dice:

      Óscar, yo es que no veo un tanque de formol con un tiburón en mi comedor, pero oye, un mini-tanque con una angula no estaría mal como centro de mesa para Navidad. Y luego dicen y escriben que Hirst es una mago del mercado del arte. Pues no será tan genio cuando no ha pensado en hacer obras portátiles.

  3. Oscar Bilbao dice:

    Tú dale ideas… o unos cráneos y unos diamantes.

  4. Marta Tonisastre dice:

    ¿Ese no fue el tiburón que se pudrió en el tanque? ¿Y quedo como sopa de aleta? Leí una vez que habían hecho una subasta y habían pagado un dineral por un tiburón en un tanque que más tarde se pudrió… pero no sé si es el mismo…

Deja un comentario