Museo Picasso, 1 – MNAC, 0

Tirando de símil futbolístico (y siguiendo la tradición mundialera de los ya históricos 1-0 de la selección española), el Museo Picasso de Barcelona le acaba de meter un gol por la escuadra al Museu Nacional d’Art de Catalunya. Ni la furia de Puyol y la magia de Iniesta lo harían mejor.

Con motivo de la muy interesante (¡y recomendable!) exposición Picasso Vs. Rusiñol, que explora las conexiones entre el genio malagueño y el polifacético artista modernista, el Museo Picasso ha organizado la mini-exposición El Cau Ferrat, casa de las artes (Sala 0 de la planta baja). Aprovechando que el Museu Cau Ferrat de Sitges (Barcelona) ha cerrado temporalmente sus instalaciones por reformas, esta pequeña muestra ayuda a contextualizar un poco mejor la figura de Santiago Rusiñol, en este caso como coleccionista (sólo por los dos grecos que compró ya habría que dedicarle uno de los altares del coleccionismo catalán).  

comunicacion_del_patrimonio

Lo del gol tiene que ver con la relación entre el Museu Cau Ferrat y el MNAC, pues el primero es, legalmente, museo sección del segundo (Resolución del 9 de noviembre de 2000, donde se publica el Acuerdo del Gobierno de 10 d’octubre de 2000, de declaración del Museu Cau Ferrat como sección del Museu Nacional d’Art de Catalunya, DOGC, núm. 3271). 

Por tanto, si un museo tenía la obligación de programar una exposición utilizando las colecciones del museu de Sitges, era el MNAC. ¿Piensa programarla en el futuro? Miro la previsión de futuras exposiciones en la web del MNAC y, ¡sorpresa!, me encuentro «Cuadrado blanco sobre fondo blanco» de Malevitch. No existe programación. Espero que la razón que justifica la falta de información sobre la programación del museo sea que no es pública (¡peor sería que, definitivamente, no la tengan!), lo que resulta paradójico teniendo en cuenta que es un museo público y que cualquier museo serio de sus características (tanto nacionales como internacionales) sí pone a disposición de los internautas esta futura programación de exposiciones temporales. ¿Qué utilidad tiene, entonces, esa pestaña en su casa virtual?   

comunicacion_del_patrimonio

Yo diría que, aprovechando la relación entre ambos museos y la relativa facilidad para organizar una muy buena exposición temporal, de bajo coste y máximo interés (por tanto perfecta para tiempos de crisis), el MNAC se vuelve a quedar en el limbo (yo me permito el lujo de colocarlo ya en el purgatorio, donde debería expiar pecados como los comentados).

¿Y el MNAC quiere que se le considere un museo serio? ¿Y el MNAC quiere ser el museo de referencia de los museos de Cataluña? Me duele decirlo pero, visto lo visto, en ambos casos creo que la respuesta es negativa. Espero y deseo que, en un futuro no muy lejano, mi opinión actual pueda cambiar radicalmente. 

1 comentario

Añade el tuyo

Genial, esta opinión!!!! estoy totalmente de acuerdo con ella.No es ni un museo de referencia y por lo tanto tampoco es creativo. El Caixaforum , por ejemplo, programa exposiciones que sería al MNAC al que le correspondería programar.
Una pena!!!!

Deja un comentario